Grapadoras de oficina

Grapadoras de sobremesa, tenaza o bolsillo

¿Qué tipo de grapadora estás buscando? Te ofrecemos grapadoras de escritorio, de bolsillo, eléctricas, grapadoras de tenaza, de la marca El Casco y modelos de alta capacidad.

En ofistore te ofrecemos una gran variedad de grapadoras de oficina para papel. También puedes comprar clavadoras de tapicería o bricolaje. Hemos clasificado las diferentes máquinas en sus correspondientes secciones para que te resulte más sencillo encontrar la tuya (sobremesa, bolsillo, brazo largo, gruesos, etc.).

Tipos de grapadoras de oficina

Existe una gran variedad de máquinas para grapar papel. Las más habituales son las de tamaño mediano de sobremesa. Estos modelos que además son los más baratos pueden grapar entre 1 y 40 hojas de papel. A partir de ahí muchos fabricantes ya empiezan a considerarlas grapadoras de gruesos. Que también son modelos de sobremesa pero mucho más robustos y pueden grapar hasta 200 hojas de papel con muy poco esfuerzo.

Por otro lado tenemos las tenazas. Hay a quién le resultan más cómodas estas grapadoras por la forma de realizar el grapado. Su cuerpo termina en dos mangos similares a los de una tenaza, la fuerza de grapado es un poco mayor.

Otras grapadoras de oficina son las de bolsillo, las eléctricas y las de archivo (con un brazo de gran longitud, se utiliza para fabricar cuadernos grapando los documentos por el lomo).

Tipos de grapado:

  • Grapado cerrado o normal: el grapado tradicional y el más habitual, es permanente.
  • Grapado abierto: se utiliza como grapado provisional. Es fácil de retirar.
  • Grapado plano: versión mejorada del grapado cerrado que reduce el volumen que ocupan los documentos apilados hasta en un 30%.
  • Clavado: en este caso la grapa se emplea como un clavo y no es doblada por detrás. Se utiliza para clavar materiales en corcho, tela, madera, etc.
¿Te ha resultado útil esta información?

Más información